miércoles, 16 de diciembre de 2009

¿Qué medicamentos toma?


Muchos de los ingresados en un centro sanitario podrían tomar un medicamento equivocado sin advertir el error, ya sea por lo complicado de ciertos nombres, por el gran número de fármacos administrados o por la debilidad y desorientación de los pacientes en un momento tan delicado. Al menos, esto es lo que sugiere un estudio piloto publicado en la revista Journal of Hospital Medicine en el que casi la mitad de los participantes creyó estar consumiendo un medicamento que en realidad no tomaba, mientras la práctica totalidad de los encuestados omitió en una lista uno o más de los fármacos que sí le habían sido prescritos.

Los errores de medicación en pacientes hospitalizados suponen un problema de seguridad importante ya que, tal y como ha revelado una reciente investigación, podría existir algún tipo de error en una de cada cinco dosis de medicación, incrementando en un 7% el riesgo de acontecimientos adversos. Mientras al principio del proceso las equivocaciones son frecuentemente interceptadas por enfermeras o farmacéuticos, los fallos de administración son difícilmente evitables, por lo que el paciente, como último eslabón de la cadena y principal interesado, desempeñaría un papel fundamental, pero para ello es necesario que sepa qué medicamentos debe tomar.

Por ello, investigadores de la Escuela de Medicina de la Universidad de Colorado-Denver, EEUU, llevaron a cabo un estudio piloto acerca del conocimiento que tenían los pacientes acerca de los fármacos que les eran administrados durante su estancia en el hospital. Al mismo tiempo, se les preguntó si estaban conformes con lo que sabían acerca de las medicinas que les administraba el hospital o si deseaban una mayor información.

El estudio contó con 50 participantes con una media de edad de 54 años y sus capacidades cognitivas intactas. Ninguno de ellos tenía antecedentes de demencia ni procedía de residencias. Los pacientes debieron hacer una lista con los medicamentos que creían que les habían sido prescritos en el hospital. De esta forma, los investigadores evaluaron tanto los medicamentos omitidos como aquellos que los enfermos creían tomar, pero que en realidad no habían consumido.

Los resultados fueron sorprendentes, ya que la encuesta reveló que un 44% de los ingresados creía estar recibiendo un medicamento que en realidad no tomaba, mientras un 96% omitió en una lista uno o más de los fármacos prescritos. Los pacientes olvidaron citar una media de 6,8 medicamentos.
Los menores de 65 años fueron incapaces de nombrar el 60% de las medicinas que podían tomar siempre que las necesitaran (en función de la intensidad de la molestia), mientras que los mayores de esa edad fueron incapaces de nombrar el 88% de ese tipo de medicamentos. En este grupo de fármacos los más olvidados fueron los analgésicos (33%) y las medicinas gastrointestinales (29%).

En cuanto a las medicinas programadas, que debían ser tomadas con un horario concreto y que pueden estar relacionadas con un mayor número de acontecimientos adversos, no se registraron diferencias entre ancianos y jóvenes a la hora de recordar los nombres de este tipo de fármacos. Los antibióticos fueron los más olvidados, con un 17% de las omisiones, seguidos por los medicamentos cardiovasculares (16%) y los antitrombóticos (15%).
"Por lo general, los pacientes del estudio sólo fueron capaces de enumerar menos de la mitad de los medicamentos hospitalarios", explica el investigador Ethan Cumbler. "Nuestros hallazgos resultan particularmente llamativos, ya que hemos encontrado deficiencias significativas en el conocimiento de los pacientes respecto a sus medicaciones hospitalarias, incluso entre aquellos que creían saber o deseaban saber lo que se les prescribía en el hospital".

Los ingresados demandan más información acerca de los fármacos
Otro dato destacable fue el hecho de que sólo un 28% de los pacientes declarase haber leído una lista con la medicación, aun cuando un 78% declaró estar a favor de recibir esa lista y un 94% confesó creer que la participación del paciente en la revisión de la medicación hospitalaria contribuiría a reducir errores en la administración de los fármacos.
"Nuestro estudio sugiere que los pacientes hospitalarios adultos creen que aprender acerca de sus medicaciones hospitalarias aumentaría su satisfacción y podría incrementar la seguridad." añade Cumbler. "Creo que los descubrimientos de esta investigación plantean cuestiones muy interesantes acerca del papel y la responsabilidad de los pacientes en el hospital respecto a la seguridad en su medicación", concluye el investigador.

1 comentario:

"Premio Maria Amelia Lòpez Soliño" dijo...

Queridos seguidores y amigos.

Nos gustaría haber podido regalaros la noticia del Premio por Navidad. No ha podido ser así. Esperamos que el nuevo año nos traiga más suerte. Os aseguramos que la seguiremos buscando hasta el final, insistiendo para que la aportación de los mayores al mundo de los blogs sea escuchada, y os recordamos que nuestra fuerza reside en vuestro apoyo, por lo que pedimos un esfuerzo también por vuestra parte para divulgarlo.

De parte de los que trabajamos desde el blog y el grupo de facebook para sacarlo adelante, os deseamos unas felices fiestas en compañía de vuestros seres queridos. Arropad a vuestros mayores.

Un fuerte abrazo.

Ver Blogs de Mayores
Grupo de apoyo en facebook